Adrenalina y diversión para todos en el recinto ferial

Gema MORENO / San Sebastián de los Reyes, Madrid / 26.08.2018
Si hay un escenario imprescindible en fiestas es el Recinto Ferial. Día, tarde y noche es el lugar donde poder pasarlo siempre bien. Desde darle un capricho a los más pequeños  en forma de globo, helado o juguete hasta montarles en cualquiera de las coloridas atracciones que les harán sentir como superhéroes.

Este año no faltan el Tren de la bruja, el Scalextric, la noria o los parques de bolas. Eso sí, hay que hacer un presupuesto previo ya que los precios no bajan de los 3 euros. También hay novedades para los más valientes e intrépidos como El Hotel o el Fly. El primero nos propone una caída libre; mientras que el segundo desafía a la gravedad en un viaje que según su lema «te toca y pone los pelos como una loca», aunque a algunos no se les mueve ni la gorra.

Otro de los alicientes de la feria es probar suerte en las tómbolas o el bingo, donde llevarse desde una plancha hasta un dron. Pero será difícil no caer en la tentación de intentar llevarse el peluche de moda: un rosco rosa chillón para cantar aquello de «cómeme el donuts».

Un menú de ocio que se completa con los churros, chufas, tapas, salchichas, patatas fritas, raciones y hasta chatos de moscatel. Otro clásico donde podemos llevarnos por un euro una bolsa de barquillos. No hay excusas para no darse una vuelta y repetir.

Show More

Contenidos relacionados

Top